Mercabarna-flor, escenario de película

El director del film, Xavi Giménez, escogió los exteriores del Mercado para rodar la escena en la que se ve una típica fiesta nocturna juvenil. Así, gracias a la magia del séptimo, por unas horas, el comercio de flores y plantas fue sustituido por la música, el baile y la locura adolescente.