Avanzan los grupos de trabajo del Código de Buenas Prácticas Comerciales

Las diferentes instituciones y entidades con un papel destacado dentro de la cadena agroalimentaria que integran el Código de Buenas Prácticas comerciales, entre las que se encuentran Mercabarna y el Gremio de Mayoristas de Frutas y Hortalizas (AGEM), siguen trabajando para definir iniciativas concretas que permitan mejorar el funcionamiento de sector y las relaciones entre los diferentes agentes de la cadena.
Actualmente, se están impulsando dos proyectos específicos. Uno, que verá la luz en los próximos meses, se basa en la puesta en marcha de campañas de promoción, donde se implicarán todos los integrantes de la cadena, para dar a conocer entre los consumidores las características, propiedades y diferentes formas de consumo de determinados productos locales y de temporada.
El otro proyecto que se está estudiando es el establecimiento de dos tipologías de documentos comerciales, o bien la creación de un marco de referencia contractual o bien de un acuerdo de intenciones, que permitan agilizar y asegurar las transacciones comerciales entre los diferentes actores que intervienen en la comercialización de los alimentos.